El concurso de patios desarrollará este año una experiencia nueva. La idea consiste en poner en marcha un circuito accesible para discapacitados, que dispondrán de rampas móviles; sordos, que tendrán traductores; y ciegos, que contarán con guías de acompañamiento. Los patios seleccionados para las personas con movilidad reducida son los de San Basilio, 22, Martín de Roa, 2 y 9, y San Basilio, 50, en el Alcázar Viejo; Tinte, 9, Barrionuevo, 43 y 33, y Agustín Moreno, 43, en Santiago; Juan Tocino, 3, y Trueque, 4, en San Lorenzo; La Palma, 3, en San Pedro; y el del Palacio de Viana en la zona centro.

Además, se reanudará el convenio con la Delegación Provincial de Justicia de la Junta y la Asociación de los Patios para que los menores cumplan en estos recintos medidas en beneficio de la comunidad. Su trabajo consiste en labores de mantenimiento en general, como el encalado de paredes, riego de plantas, limpieza y atención al público, trabajos que pueden desarrollarse a lo largo de todo el año. Hasta ahora se ha intervenido en Pastora, 2, San Basilio, 22, y Mucho Trigo, 21. También se va a firmar otro convenio con la Fundación Diagrama para que cuatro jóvenes trabajen en todos los patios a lo largo de todo el año.

Idiomas