El PP acusa al equipo de gobierno de «plegarse» a intereses ajenos y de no defender con más tesón la candidatura.

FUENTE: D. JURADO / P. GARCÍA-BAQUERO. ABC CÓRDOBA

La Junta de Andalucía no tuvo nada que ver con la retirada de la candidatura de Los Patios cordobeses a la declaración de Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, reconocimiento otorgado por la Unesco. Así de tajante se mostró ayer el delegado provincial de Cultura, Joaquín Dobladez, ante las declaraciones de hace dos días del alcalde de Córdoba, Andrés Ocaña, quien reconoció que «fuimos generosos y dimos un paso atrás» para no rivalizar con la candidatura presentada por la Junta, la del flamenco, que ha logrado dicho reconocimiento. En un foro de debate en Sevilla, Ocaña aseguró que volverá a presentar Los Patios y que espera que esta vez «a nadie se le ocurra en 2011 poner por delante niguna otra candidatura», en clara alusión a la del flameco defendida a capa y espada por la Junta.

Para Dobladez, «el paso atrás» dado a la hora de retirar Los Patios de la puja, «es una decisión que tomó el Ayuntamiento». En cuanto a si hubo trato de favor, presiones o cualquier otro asunto turbio para desbancar la candidatura cordobesa, que no era la preferida por el Gobierno andaluz, Dobladez señaló que «la Junta no priorizó, lo único que hizo fue poner sobre la mesa la candidatura del flamenco y a partir de ahí, desde el Ministerio de Cultura se planteó hacer una reducción de las candidaturas que se presentaron».

Y fue entonces cuando el Ayuntamiento decidió sin plantar más batalla retirar una candidatura que, paradójicamente, fue defendida a ultranza por el alcalde Andrés Ocaña nada más recalar en el cargo. De hecho, una de sus primeras apariciones como regidor fue la presentación de la candidatura de la Fiesta de Los Patios cordobeses y su posterior viaje a las Islas Baleares para presentar allí el proyecto que se iba presentar ante la Unesco.

Por otro lado, el responsable autonómico de Cultura indicó que ambas candidaturas eran compatibles, por lo que la de Los Patios se podía haber mantenido. En cuanto a la amenaza velada del regidor cordobés de que en 2011 no haya más candidaturas oficiales, Dobladez señaló que «cualquier comunidad autónoma puede presentar sus candidaturas. La Junta ha apoyado, desde el punto de vista técnico y político, la candidatura de Los Patios desde el primer momento, la del flamenco no era incompatible, y en un futuro la de Los Patios llegará a buen puerto».

Dobladez señaló también que la primera vez que se presenta una candidatura «tiene dificultades para prosperar y probablemente también será necesario hacer una mejora del expediente para que se adecúe más a lo que pide la Unesco».

A la misma hora y en un lugar diferente, Ocaña declaraba que el flamenco ha sido reconocido a la segunda vez de presentarse, por lo que, en lugar de esperar a que la Unesco decidiera no admitir la candidatura, el Ayuntamiento la retiró para presentarla en otra ocasión. «Espero y aspiro a que Los Patios sean designados la segunda vez que se presenten».

También cargó contra el portavoz del grupo municipal del PP, José Antonio Nieto, al que acusó de intentar utilizar «malas artes políticas para pretender desacreditar la gestión del gobierno municipal» en referencia al «paso atrás» dado en favor de la candidatura del flamenco.

Moneda de cambio.

La visión de los populares en este asunto es bastante diferente. A juicio del presidente del PP en Córdoba, José Antonio Nieto, el Ayuntamiento «ha plegado velas con la defensa de Los Patios». Nieto explicó que, además de que no se defendiera adecuadamente la candidatura, el Ayuntamiento, «una vez más ha plegado los intereses de la ciudad a lo que le pide la Junta de Andalucía», engañando, según añadió, al decir que existían problemas de tiempo y plazos para optar a la elección, facilitando así la candidatura del flamenco para esta declaración.

Según Nieto, también se saltaron un acuerdo de la Comisión de Cultura del Parlamento andaluz que por unanimidad había acordado defender esa candidatura y que «con nocturnidad y alevosía» se ha escamoteado un derecho que tenían los cordobeses. Por último, criticó a Ocaña por utilizar «como moneda de cambio a la ciudad y a los intereses de los cordobeses». Por otro lado, el vicepresidente de CECO, Vicente Serrano, señaló que la candidatura de Los Patios como Patrimonio Intangible de la Humanidad «es un asunto de vital importancia en aras a lograr la Capitalidad Cultural».

El alcalde hace suya la causa del flamenco.

El regidor, Andrés Ocaña, aseguró ayer que «no es que hubiéramos cedido, es que el flamenco también es nuestro. Es como si me ponen en la tesitura de qué es más bonita ¿la Mezquita o Medina Azahara? Es mejor no entrar en esas disyuntivas», explicó. De esta forma, se defendía de las acusaciones del candidato del PP a la Alcaldía, José Antonio Nieto, de no haber defendido más férreamente la candidatura de los patios cordobeses. Ocaña señaló que Nieto vuelve a hacer uso de «una demagogia inusitada» para desacreditar a un gobierno municipal que, precisamente, «fue el que apostó por elaborar un dossier para defender ante la Unesco la candidatura de los patios de Córdoba». Por su parte, el también candidato popular a la Alcaldía y parlamentario andaluz declaró que «el flamenco es importante y tiene el apoyo del PP», pero criticó la subordinación del equipo de gobierno a los mandatos de la Junta, por lo que exigió al alcalde que deje de actuar con tanto servilismo para defender los intereses de Córdoba.

Idiomas