Córdoba defiende hoy en Mallorca el valor de los Patios como Patrimonio La propuesta, única de Andalucía, compite con la Sibila de Baleares, los ‘castells’ de Cataluña y la cetrería, una apuesta de varias comunidades • La directora del Archivo tendrá diez minutos para argumentar la candidatura y pasar el corte

FUENTE: RAFAEL C. MENDOZA. EL DÍA DE CÓRDOBA.

La fiesta de los Patios puede dar hoy un paso de gigante en su camino hacia su declaración de Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, una distinción que en España sólo ostentan el Misterio de Elche y la Patum de Berga, de Gerona. Una expedición cordobesa, que encabeza el alcalde, Andrés Ocaña, y la directora del Archivo Municipal, Ana Verdú, defenderá la propuesta en el Palacio de la Almudaina mallorquín ante el Comité de Patrimonio Histórico Español para tratar que la incluya en el listado definitivo que se medirá a los rivales internacionales para alcanzar este objetivo. El respaldo obtenido el pasado mayo por la Junta de la Andalucía y la propia trayectoria histórica de esta tradición son algunos de los principales avales que pueden jugar en favor de la candidatura local. En contra figura la dura competencia que tiene en sus tres oponentes, la Sibila de Baleares, los castells de Cataluña y la cetrería, una apuesta que parte de diferentes comunidades autónomas.

Verdú será la persona que se encargue de defender y convencer a los componentes del Comité -órgano dependiente del Ministerio de Cultura- del valor y la singularidad que atesoran los Patios. La presidenta del Archivo Municipal dispondrá tan sólo de diez minutos para sintetizar el contenido de las miles de páginas que integran el dossier preparado por el Ayuntamiento para la ocasión. En este documento no faltan referencias al origen del patio de vecinos, así como el cuidado de las flores y la vegetación de cada vivienda y los diferentes tipos de casas que se reparten a lo largo y ancho del Casco Histórico de la capital.

De resultar la elegida entre estas cuatro candidatas, los Patios de Córdoba afrontarían la recta final del proyecto, ya que quedarían tan sólo a expensas de la decisión final de la Unesco, que es el la que distingue como Patrimonio de la Humanidad en última instancia. Desde el Gobierno municipal consideran clave no sólo el valor de los Patios como sistema de convivencia y entorno natural, sino también la implicación de las diferentes delegaciones del Ayuntamiento. Así, según refleja el informe que se presenta hoy en Mallorca, casi todas sus áreas tienen responsabilidades en esta apuesta. Empleo, a través de la creación de escuelas-taller; Medio Ambiente, para la conservación floral; Emacsa, a través de una rebaja en la tasa agua; y Vimcorsa, que ya ha adquirido algún patio para evitar su deterioro, son algunas de las parcelas municipales que se integran en el documento redactado por el Consistorio.

Ocaña señaló ayer que la candidatura es la "más idónea" y resaltó los aspectos sociales y culturales que van ligados a la propuesta, así como el hecho de que la fiesta "atesore y aúne tradición, urbanismo, arquitectura, botánica, sociología y antropología". El alcalde continuó que la candidatura de los patios que Córdoba defiende hoy es "muy sólida" y aseguró tener "toda la ilusión" en que el resultado de la exposición, que realizará la responsable del expediente cordobés, Ana Verdú, sea "positivo".

El regidor tampoco pasó por alto que para la ciudad, una decisión favorable del consejo y la posterior inclusión de los patios en la lista de la Unesco supondría todo un "espaldarazo". Al respecto, destacó que se trata de "una de las fiestas populares más representativas, más conocidas y más reconocidas" de Córdoba, que "tiene un sabor y valor popular" y que atrae "gran participación".

Idiomas